Your browser (Internet Explorer 6) is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this and other websites. Learn how to update your browser.
X
Post

Alternativas a la comida rápida en el trabajo

Falta de tiempo para las labores culinarias. Esta es la principal razón que abogan los trabajadores que toman consciencia de que descuidan su alimentación diaria.

Son muchos los profesionales que, ante largas jornadas laborales, comienzan a sustituir los productos propios de una dieta equilibrada por aquellos precocinados, condición que a medio plazo puede desencadenar en malestar y cambios de humor o, de forma más acusada, en episodios de estrés y desánimo.

Un reciente estudio realizado por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y la Universidad de Navarra determina que el consumo de comida rápida y bollería industrial encuentra una asociación directa con la depresión, de modo que los consumidores de este tipo de productos tienen un 50% más de probabilidades de desarrollar esta patología. Por otro lado, las últimas investigaciones de Grupo NC Salud revelan que, del total de españoles que se ponen en manos de nutricionistas para controlar su alimentación, el 60% son trabajadores en activo, por lo que estamos ante un sector poblacional que, progresivamente, está tomando consciencia de su déficit alimentario, y busca una solución saludable en manos de profesionales.

Deben prestar especial atención aquellas personas con un trabajo sedentario, fundamentalmente quienes dedican más de 45 horas semanales a su empleo, ya que suelen eliminar o reducir la ingesta de frutas, verduras y pescados, sustituyéndolos por los carbohidratos, las grasas saturadas y los alimentos bajos en fibra. Éstos conducen al sobrepeso y propician enfermedades cardiovasculares, además de ofrecer un aporte desequilibrado de nutrientes que pueden hacernos más propensos a padecer síntomas de estrés y ansiedad.

Además de afectar a nuestra salud, la mala alimentación también tiene una relación directa con el rendimiento laboral, que puede verse reducido hasta en un 20%, según la Organización Internacional del Trabajo. En este sentido, es recomendable abandonar el café y los dulces como principal sustento energético, pudiéndose sustituir por snacks de avena, barras de cereal, yogurts descremados o frutas.

Igualmente recomendable es llevar el almuerzo preparado desde casa, para evitar recurrir a la comida rápida y apostar por alimentos saludables como frutas, verduras (en ensaladas, salteadas, etc.), legumbres, alimentos integrales (arroz, pasta, pan, etc.), carnes magras (pollo, pavo, conejo) y pescados (blanco o azul). Es importante reflexionar sobre el aporte calórico que necesita nuestro cuerpo teniendo en cuenta que permanecerá en situación estática varias horas seguidas. En este sentido, llevar una comida elaborada por nosotros es la mejor opción, pues nos permite preparar platos con las cantidades necesarias, huyendo de los menús estándar, con cantidades que pueden no estar ajustadas a las características antropomórficas de nuestro cuerpo.

No debemos olvidar beber mucha agua para mantenernos hidratados y favorecer la digestión, y se recomienda completar estos hábitos culinarios con un complemento alimenticio natural, pues nos ayudará en las situaciones de presión y estrés laboral, para evitar que afecten a nuestra salud y que ingiramos alimentos de forma compulsiva.

Y por último, debemos aceptar que cocinar no es costoso ni laborioso, ya que hoy en día podemos encontrar múltiples recetas saludables que se realizan en muy poco tiempo, ofreciendo un resultado realmente sabroso y apetecible. Que el trabajo y la falta de tiempo no sea una escusa para cuidar nuestra alimentación y, en definitiva, cuidar la salud del conjunto de nuestro organismo.

Grupo NC Salud en Google+

 

Administrador NC

Administrador del Blog NC

  • En la oficina se cometen muchos “pecados” del tipo de mala alimentación…hay que vigilar más este tema porque a la larga perjudica nuestra salud y rendimiento.

    Rodrigo Marín

    27 marzo, 2015

  • La comidad rápida no es sinónimo de basura. Como bien dices se puede llevar comida rápida, tipo ensaladas, y son saludables pero la gente no está educada para esto ni a las grandes multinacionales les interesan. Les interesa mas los producos procesados, cargado de azucares y hacer mas adictiva a la población….

    DiverSOS Socorrismo

    5 abril, 2015

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR